aguaparatodxsmx@gmail.com

head-ads1

Latente, crisis ambiental, económica y social en el valle de México: expertos

César Arellano
Periódico La Jornada
Viernes 12 de diciembre de 2014, p. 48

El área metropolitana del valle de México corre el riesgo de caer en una crisis ambiental, social y económica provocada por una cadena de megaproyectos mal concebidos, que han sido diseñados en torno a grandes intereses, con huellas de corrupción, cuya realización destruiría los bienes comunes y pondría en riesgo su viabilidad, advirtieron académicos especialistas de las universidades Autónoma Metropolitana (UAM) y Autónoma de la Ciudad de México (UACM).

En conferencia de prensa, Elena Burns, coordinadora de la campaña Agua para Todos, e Iván Azuara señalaron que en los 14 años recientes las políticas urbanas más significativas en la zona metropolitana del valle de México y su corona de ciudades, han sido las de construcción de vialidades para el automóvil privado y de facilidades para el desarrollo del sector inmobiliario.

Los ejemplos son múltiples: autopistas urbanas de cuota, libramientos carreteros, megaproyectos urbanos, megaconjuntos de vivienda de interés social, el proyecto de construicción del nuevo aeropuerto de la ciudad de México, el Túnel Emisor Oriente, torres de departamentos de alto costo y grandes centros comerciales.

Burns, también académica de la UAM, manifestó que aunque el agua de lluvia actualmente desperdiciada sería suficiente para proveer 110 litros/día a los 20 millones de habitantes del valle de México, se han gastado 20 mil millones de pesos hasta la fecha para expulsarla del Túnel Emisor Oriente, habiendo logrado entregar sólo 10 kilómetros de los 60 proyectados.

Los más de 40 mil millones adicionales que se requerirá para los 50 kilómetros restantes serían suficientes para las obras que permitirían retener y aprovechar las aguas pluviales al interior de la cuenca: retención en cuenca alta, lagunas de infiltración y rehabilitación de lagos. Los habitantes de Ecatepec, donde se ha excavado la primera sección del túnel, ya están sufriendo graves daños en sus viviendas.

Asimismo, dijo que, entre otros, con el proyecto del nuevo aeropuerto se afectarían los vasos lacustres de Texcoco, que realizan un papel fundamental para el manejo de lluvias extraordinarias de toda la cuenca. Su urbanización pondría en severo riesgo la futura viabilidad del área metropolitana –requiriría más de 120 kilómetros de nuevos túneles a plazo inmediato (Túnel Emisor Oriente, río de Los Remedios, río La Compañía, Canal General), y aumentaría la dependencia en trasvases y acuíferos sobrexplotados.

Pedro Moctezuma Barragán dijo que como resultado de la pasada Convención del Agua y la Energía, iniciativa del Sindicato Mexicano de Electricistas y de la coordinadora de la campaña Agua para Todos, Agua para la vida, acordaron trabajar para que se prohíba la fracturación hidráulica (fracking), con la aprobación de una iniciativa cuidadana de ley general de aguas.

Origen: http://www.jornada.unam.mx/2014/12/12/sociedad/048n2soc

categorias